Cavafis y Alejandría

Un atractivo especial de la poesía de Caváis es la unión armónica del pasado y presente. En su poema “el dios abandona a Antonio” cada grecoegipcio se imagina como el poeta se dirige a aquél, cómo vio su drama y cómo asiste a su desarraigo.

“Cuando de repente, a medianoche, se oiga

pasar un invisible cortejo báquico

con sus voces y músicas maravillosas,

tu suerte que ya cede, tus obras

que fracasaron, los proyectos de tu vida

que resultaron inútiles, no los llores en vano.

Como predispuesto desde hace tiempo, como un valiente,

despide a la Alejandría que se aleja.

Sobre todo no te equivoques, no digas que fue

un sueño, que tu oído se engañó,

no cedas a tales vanas esperanzas.

Como predispuesto desde hace tiempo, como un valiente,

como te conviene a ti, que fuiste digno de semejante ciudad,

aproxímate con firmeza a la ventana,

y escucha con emoción, pero no

con los lamentos y súplicas de los cobardes,

como último disfrute, los sonidos,

los extraordinarios instrumentos de la mística procesión,

y despídete de la Alejandría que pierdes”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s